La mala educación del PP

Por Charo Ochoa, miembro de Cambiar Huesca

anauniQue al gobierno del PP la educación se la trae al pairo, es más que evidente. La LOMCE, la ley más segregadora que hemos conocido en democracia, junto con los recortes más salvajes de nuestra historia reciente, todas ellas medidas educativas que favorecen a los que más tienen, son claros ejemplos de ello. Además de lo anterior, causa vergüenza ajena la forma en la que actúan últimamente, pensando que, jugando a disfrazarse, pueden engañar a la ciudadanía.

Causa vergüenza ajena la forma en la que actúan últimamente, pensando que, jugando a disfrazarse, pueden engañar a la ciudadanía

En estos momentos nos encontramos en Huesca en pleno debate sobre tres grandes temas educativos, cuyo protagonista y responsable es el PP: la escolarización, los estudios de Magisterio y la reválida de tercero de primaria.

La ciudad de Huesca hereda desatinos en cuestión de escolarización año tras año. En el actual curso, observamos cómo las justificaciones que en el curso pasado se dieron para no abrir nuevas vías en los centros educativos con mayor demanda, este año han desaparecido. Claro, este año hay elecciones y ya se sabe, para el PP ante unas elecciones “si no le gustan mis principios, aquí tengo otros”. Por si no fuera suficiente, lamentable es cambiar las reglas del juego mientras se está jugando. Este cambio de criterios se ha realizado una vez abierto el periodo de escolarización, lo cual ha dañado a todas las partes.

En segundo lugar, no hay manera de que asuman coherentemente que su apuesta en educación, como en tantos otros temas, tiene que ver con el negocio privado. Estos días aparecen de nuevo disfrazados con falsos escrúpulos. El PP defendiendo los estudios de Magisterio en Huesca, los públicos. Pero es el mismo PP el que a la vez ha facilitado la aprobación de los Estudios de Magisterio en la Universidad San Jorge de Zaragoza (privada y confesional), entrando en clara competencia desleal con la Universidad Pública de Huesca y Teruel. ¿Con una mano firmas la autorización que favorece a la privada de Zaragoza y con otra mano defiendes la universidad de Huesca? Las elecciones de nuevo son las que deciden.

No hay manera de que asuman coherentemente que su apuesta en educación, como en tantos otros temas, tiene que ver con el negocio privado

Para finalizar, ante la creciente contestación a las pruebas de reválida de 3º de primaria, los malos modales rayan la indecencia pues al parecer, y según ha denunciado la Federación de Padres y Madres de Alumnos de Aragón (FAPAR), el departamento de Educación del Gobierno de Aragón estaría utilizando el miedo para forzar a las familias a llevar a sus hijos e hijas al colegio los días 5, 6 y 7 mayo. El alumnado que no realice la prueba obtendrán notas diferentes, según el justificante que presenten al centro. Si es médico será un “No presentado”, pero si es escrito por la familia será “Insuficiente”, vulnerando los derechos de las familias. La política del miedo hace mucho que debería haberse desterrado de este país.

En Cambiar Huesca trabajamos por un Proyecto de Educación global para toda la Ciudad donde primen los criterios de equidad y de calidad educativa y donde la cooperación y la colaboración nos aseguren una “buena educación“ para todas las niñas y niños, adolescentes y jóvenes de la ciudad.

Pedimos al PP que se deje de bailes de disfraces, dé la cara y deje el bochornoso bingo de medidas educativas al que nos somete cada día. Asimismo, hacemos un llamamiento a toda la comunidad para que no hagamos de la educación una herramienta de adoctrinamiento al servicio de intereses partidistas y a trabajar hacer de Huesca una auténtica Ciudad Educadora.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *